¡PROMOCIÓN VERANO!
-20% de descuento
¿Cuántas plazas tiene el centro? ¿Dispone de plazas públicas?

El centro Novallar Cunit tiene disponibles 146 plazas en su totalidad, de las cuales 60 son en colaboración con la Generalitat de Catalunya. El Centro Novallar de Mediona tiene disponibles 134 plazas en su totalidad, de las cuales 51 son en colaboración con la Generalitat de Catalunya.

En ambos también estamos acreditados para recibir residentes privados que perciben ayudas de la Ley de Dependencia para costear la plaza. Además, disponemos de 20 plazas de Centro de Día privadas en ambas residencias.

¿Disponéis de asesoría en los trámites de ayudas públicas?
La Trabajadora Social del centro os guiará en todo lo necesario y realizará las gestiones con la Administración para las Plazas públicas y/o Prestaciones de la Ley de Dependencia. Nos encargamos de que todos los trámites lleguen a buen fin.
¿Los residentes pueden salir del centro?

Novallar Cunit y Mediona son centros abiertos y flexibles con plena libertad de entrada y salida. Evidentemente, los pacientes con alteraciones psíquicas deben salir acompañados y previa autorización de sus familiares responsables.

Además, disponemos de amplios jardines para caminar, descansar y charlar con los residentes y pasar un rato agradable sin necesidad de salir del centro.

¿La cocina es propia?
¡Por supuesto! Apostamos por la gestión propia del servicio de comedor, con personal en plantilla, instalaciones propias y con proveedores locales contrastados y producto de calidad de la zona; con menús diversos y apropiados para nuestros residentes, pero con el claro objetivo de realizar una dieta casera. Procuramos conocer los gustos de cada uno de los residentes, para darles el trato idóneo y que disfruten de su comida.

La planificación de los menús la elabora un servicio de nutricionistas y es supervisada por el responsable sanitario del centro y por el jefe de cocina conjuntamente, adecuándola a cada estación del año. Nos adaptamos a las dietas específicas para los residentes que las precisen (celíacos, hipertensos,…), sujetas a prescripción médica.

¿La familia puede quedarse a comer?
Bajo demanda previa en la recepción y aviso con 48 horas de antelación podemos prepararles una mesa en el salón o en su propia habitación para comer con su familiar en el mismo horario habitual. Los precios del menú están disponibles en el tablón de anuncios de la recepción. Esta opción sólo es válida para los días laborables.
¿Podemos llevarnos a comer fuera a nuestro familiar?
A comer, de fin de semana, minivacaciones…. Os pediremos que nos aviséis con antelación (24-48 horas) para preparar los enseres que precise y las tomas de medicación necesarias en su ausencia del centro. Nos encargaremos de que estéis informados de sus necesidades para que no haya ningún contratiempo.
¿Cómo son las habitaciones?
Disponemos de diversos tipos de habitaciones que clasificamos entre individuales, dobles y apartamentos compartidos. Todas ellas disponen de baño completo en la habitación, alarma de emergencias en habitación y WC, y conexión de TV por TDT. También disponemos de Wifi bajo demanda. Las habitaciones dobles y apartamentos además disponen de cocina eléctrica, posibilidad de nevera y microondas. En otra zona del centro disponemos de habitaciones individuales y dobles para pacientes que, por sus procesos patológicos, precisan de mayor demanda de atención por parte del equipo auxiliar y técnico.

¿Pueden traer objetos personales a las habitaciones?
¡Lo recomendamos! Su habitación es su lugar más íntimo dentro del centro y por tanto es posible y conveniente darle su toque personal. Cuadros, fotos, su butaca favorita o la colcha que más le gusta. Todos los elementos personales mejoran el proceso de adaptación. Queremos que nuestros residentes consideren el centro como su hogar.
¿Cuál es el horario de visitas?

El horario de visitas establecido es de lunes a domingo de 09:30 a 19:00h. para Novallar Cunit y de 9:00h a 19:00h. para Novallar Mediona, respetando las horas de las comidas. Para casos especiales por enfermedad o incompatibilidad de horarios somos flexibles con otras opciones, que hay que acordar con Dirección y/o Coordinación.

¿El acceso a las habitaciones es limitado?
No. Como hemos dicho, somos un centro abierto y su habitación es su casa; por tanto, no hay limitación de acceso para residentes y familias. Dentro del horario de visitas los familiares pueden acceder en todo momento a la habitación de su familiar.
¿Se promueve la autonomía?
¡Claro que sí, es básico! La labor primordial del equipo es cubrir las necesidades del residente, no sustituirlas. Por tanto, dentro de las líneas de trabajo hay que fomentar la autonomía de la que disponen y supervisarla y/o completarla. Nos gusta y fomentamos que los residentes se valgan, en la medida de lo posible, por si mismos, que interactúen entre sí, que charlen, paseen, hagan actividades juntos, en definitiva, que se sientan libres de hacer lo que más les guste, en compañía de sus amigos y bajo la atenta mirada de las cuidadoras y del resto del equipo de profesionales que los tutelan.
¿Qué tipo de actividades realizan los residentes?
Tras el ingreso, donde conocemos sus gustos e inquietudes, y transcurridos unos días de observación decidimos juntos qué actividades se adaptan a sus necesidades. Los grupos de trabajo se dividen en 4 subgrupos en función de capacidades y necesidades. El programa de actividades es vivo y se modifica constantemente para dar cabida a todos los residentes. Si alguno no se adapta, buscamos y fomentamos alternativas específicas. Realizamos múltiples actividades de educación social, fisioterapia y psicología diariamente. En la entrevista previa al ingreso podemos enseñaros la diversidad de actividades que programamos para nuestros residentes. ¡Os podemos asegurar que los mantenemos muy activos!.

¿Y servicios externos?

Podología, peluquería y dentista son algunos de los servicios externos de los que dispone el centro de forma permanente en su cartera de servicios, pero podemos asesoraros y poneros en contacto con otros servicios que fueran necesarios para vuestro familiar.

¿Atendéis pacientes con demencia?
Sí. Las Demencias de diversas etiologías son el diagnóstico más relevante en nuestra sociedad anciana. En el centro no hacemos selección en los ingresos y no se excluye a ningún paciente que padezca síndromes geriátricos, ingrese con ellos o los vaya desarrollando con la edad. Somos nosotros los que debemos adaptarnos a nuestros residentes, tratándolos de acuerdo a sus necesidades individuales.
¿Atendéis pacientes con alta dependencia?
Sí. La evolución natural de muchos residentes requiere de mayor atención según avanzan los procesos patológicos y cubrimos sus necesidades desde el primer día con independencia de su nivel de dependencia. Contamos con una Unidad de Alta Dependencia donde hay un menor número de residentes para un mayor número de trabajadores, para cubrir sus necesidades convenientemente.
¿Qué servicios sanitarios y sociales tenéis disponibles?

El motor del centro es el equipo de gerocultoras que atienden 24 horas al día a nuestros residentes y lo complementamos con servicio médico, enfermería, psicología y fisioterapia, educadora y trabajadora social, todos ellos desarrollados por personal propio del centro.

En Novallar Mediona ofrecemos Terapia Ocupacional para fomentar un mayor grado de autonomía e integración social.

 
¿Quién se encarga de los trámites sanitarios y farmacia?
¡No os tenéis que preocupar de nada! Desde el momento del ingreso damos continuidad a los procesos abiertos que tenga el residente e iniciamos junto con el ambulatorio de la localidad la tramitación de visitas, cambios de tratamiento y cualquier necesidad de tipo sanitario que se precise. El servicio de farmacia nos facilita toda la medicación que precisan nuestros residentes bajo la supervisión del servicio sanitario del centro. Con especial atención a la vigilancia y control de toma medicación, cambio de pañales, curas, etc.
¿El precio incluye todos los servicios?
El precio informado en la tarifa incluye todos los servicios sanitarios, sociales, de alimentación, higiene, lavandería y limpieza. Sólo quedan excluidos los servicios externos de peluquería, podología, dentista y los gastos de productos de farmacia; sean los copagos o los fármacos excluidos de financiación pública. Para facilitar a las familias estos pagos disponemos de la gestión de los mismo mediante el fondo de maniobra.
¿Fondo de maniobra? ¿Cómo funciona?
El fondo de maniobra personal es un sistema de gestión de los gastos de los residentes de aquellos servicios externos al centro que ofrecemos. Tiene doble finalidad, por una parte, facilita la gestión de todos esos servicios a la par que nos da la seguridad de que el dinero de los residentes destinado a esos pagos está a buen recaudo en la caja fuerte. Los servicios externos depositan la factura a nombre del residente y tras la comprobación de la ejecución del servicio solicitado, lo abonamos del fondo del residente. Los residentes y familiares tienen a su disposición en la recepción del centro las facturas de los servicios contratados, así como el resumen de gastos. La cantidad necesaria en el fondo es diferente para cada residente en función de los servicios que desee utilizar, pero recomendamos que cubran al menos las necesidades de farmacia.

En definitiva, para quitarles preocupaciones a nuestros residentes o a sus familiares, si lo desean, administramos una pequeña cantidad de dinero que nos depositan para atender a sus gastos externos (extras), ya que en la residencia no necesitan disponer de dinero.

¿Disponéis de marcaje de ropa?
Estamos trabajando en diversas opciones para poder ofertarlo próximamente. En la visita previa al ingreso, os facilitamos un protocolo de etiquetaje con indicaciones de cómo hacerlo.
¿Qué necesito para ingresar?
Previo al ingreso, solicitamos informes médicos, analíticas, tratamientos y datos personales para evaluar inicialmente las necesidades del residente. En esa visita te explicaremos qué necesidades de ropa, zapatos y enseres son habitualmente los más necesarios. Te ayudaremos en el proceso para que nunca falte de nada.
¿Y los primeros días?
Ingresar un familiar en un centro residencial es un paso difícil para residente y familia. Cada persona es un mundo, y sus necesidades pueden ser diversas. ¡Tranquilos! La información recogida en el ingreso y la observación posterior nos ayudará a familias y centro a afrontar juntos este camino de la atención al residente hasta la plena adaptación.
¿Pueden hacerse ingresos por una temporada?
¡Los recomendamos! La convalecencia de una operación, de una caída, momentos en que parece que “no llegamos a todo” … pueden ser un buen momento tanto para el paciente como para los familiares para conocer nuestro modelo de residencia. El residente estará bien atendido y la familia podrá recuperar fuerzas. Puedes llamarnos cuando quieras y te asesoramos.